“Nos encontramos ante un buen inicio de campaña citrícola que esperamos nos lleve a un mejor final”

Anecoop noviembre frutas
Gregal otoño 2021
GONZALO GAYO. VALENCIA.

Como señala Jesús Cucarla, el director comercial de Campal, la empresa ha creado su propia marca, Llona, para brindar a sus clientes la mayor calidad y frescura en todos sus productos

Imagen de parte del equipo de Campal en la edición de 2019 de Fruit Attraction. / GONZALO GAYO

Campal se funda en el año 2005 como sociedad agraria de transformación SAT y obtuvo la calificación como Organización de Productores de cítricos ese mismo año. Por aquel entonces la venta de sus productos se realizaba 100% a empresas del sector, pero el afán por conseguir proporcionar a los clientes la mayor calidad y frescura en todos sus productos “nos condujo a la creación de una propia marca, Llona, insignia de la empresa” señala Jesús Cucala, su director comercial.

Valencia Fruits. ¿Qué balance hace de estos diez años desde la creación de Campal como sociedad de transformación SAT y su calificación como Organización de Productores de Cítricos?

Jesús Cucala. En estos años nuestra empresa ha pasado por varias formas jurídicas, pero manteniendo siempre la misma denominación de Campos de Alcalá —Campal—. Empezamos siendo una SAT, posteriormente nos fusionamos por absorción con la cooperativa valenciana de Torreblanca y en la actualidad hemos pasado a ser una sociedad limitada, continuando en todo momento con nuestra calificación de productores de cítricos. Somos una organización de productores de cítricos.

La producción de cítricos proviene de nuestras propias plantaciones en un entorno privilegiado por su clima, sus tierras y sus aguas como es la provincia de Castellón. Nos dedicamos a la venta y exportación de cítricos, siempre con el objetivo de satisfacer a nuestros clientes dando el mejor servicio y la mejor calidad organoléptica, microbiológica, nutricional y comercial.

Campal exporta sus productos, sin intermediarios, en mercados franceses y en la actualidad ya contamos con instalaciones propias, por lo que producimos, recolectamos, manipulamos y comercializamos nuestros propios cítricos.

VF. ¿Qué ventajas supone comercializar su producción con su propia marca?

JC. Comercializar nuestra producción con nuestras propias marcas nos da mucha seguridad, ya que controlamos todos los pasos de la cadena productiva, desde la plantación del árbol hasta la salida de la fruta, ya confeccionada, por la parte de nuestro almacén. Todo este proceso hace que nuestra producción sea siempre muy regular, lo que da una gran seguridad de la calidad que obtendrán nuestros clientes, saben que no encontrarán ninguna sorpresa desagradable.

VF. ¿Háblenos del proceso y del equipo de Campos de Alcalá (Campal)?

JC. El proceso es muy sencillo, aunque requiere de mucha constancia y se basa en el control de todos los pasos de la producción y una vez que la fruta entre en nuestro almacén el trabajarla en el mismo día para que llegue a los mercados europeos con la máxima frescura.

Campos de Alcalá dispone de un equipo de profesionales altamente cualificados y con muchos años de experiencia en el sector citrícola, tanto para las labores del campo (Ingenieros Técnico Agrícolas, Ingenieros Técnicos agrónomos) y la posterior venta con empleados que dominan varios idiomas lo que nos facilita nuestra expansión en el mercado europeo. Para poder llevar a cabo las distintas labores necesarias para el cultivo contamos con el asesoramiento de un equipo técnico altamente cualificado formado por ingenieros agrónomos que marcan a cada productor, cómo y cuándo llevar a cabo cada una de las labores necesarias para obtener una buena cosecha, a la vez que indican los productos a utilizar siempre de acuerdo con la normativa de la UE, para evitar residuos químicos en la fruta. También asesoran sobre las variedades más indicadas para cada parcela, en función de su situación y climatología.

VF. ¿Qué destacaría de sus socios en Campal?

JC. Su afán en conseguir que su producción sea cada vez de mejor calidad, dándoles a los árboles todo lo que los técnicos les proponen, ya que saben que de este modo nuestras marcas seguirán estando a un alto nivel en todos los mercados en los cuales están presentes y la calidad de su producto será la llave que nos abrirá las puertas de otros mercados a los que pretendemos acceder. En Campos de Alcalá SL, cuidamos la calidad de nuestros cítricos desde la plantación de los árboles hasta la venta final del producto. Asesoramos a nuestros socios sobre las variedades y las labores propias del cultivo siempre bajo la supervisión ITA (Ingeniero Técnico Agrícola)

VF. ¿Qué variedades de cítricos producen y comercializan? ¿Cómo están respondiendo los mercados en el arranque de la campaña?

JC. Mayoritariamente producimos clementinas en todas sus variedades, desde la Orogros, al inicio de campaña, hasta la Orri al final de la misma, pasando por la Clemenules que es nuestra principal producción. También producimos diferentes variedades de naranjas, aunque a una menor escala. Para poder llevar a cabo las distintas labores necesarias para el cultivo contamos con el asesoramiento de un equipo técnico formado por ingenieros agrónomos que marcan a cada productor cómo y cuándo llevar a cabo cada una de las labores necesarias para obtener una buena cosecha, a la vez que indican los productos a utilizar siempre de acuerdo con la normativa de la UE, para evitar residuos químicos en la fruta. También asesoran sobre las variedades más indicadas para cada parcela, en función de su situación y climatología…

Acabamos de arrancar la campaña, por lo que es difícil pronosticar cuál va a ser el resultado, pero de momento todo parece presagiar que nos encontramos ante un buen inicio de campaña que esperamos nos lleve a un mejor final.

VF. ¿Con qué infraestructura e instalaciones cuenta Campal?

JC. Campal tiene su centro de trabajo en Torreblanca, donde cuenta con unas oficinas y un almacén para la confección de la fruta dotado de tecnología punta con unos 5.800 m2 aproximadamente, ubicados sobre una parcela de 17.000 m2 y acceso directo desde la carretera Nacional 340. Las instalaciones disponen de los mejores medios que nos permitan ofrecer el mejor producto. Por otro lado, en Alcalá de Xivert cuenta con una tienda-almacén para la venta de productos fitosanitarios para suministrar a todos sus asociados de los productos necesarios, así como al público en general. Disponemos también de una capacidad frigorífica para conservación y/o desverdizado de más de 500 toneladas y otras 250 toneladas de prenfriado diario hasta alcanzar la temperatura óptima para la posterior expedición del producto acaba- do, garantizando así la máxima calidad y frescura a los clientes.

thumbnail of 2911_061020-9_048

thumbnail of 2911_061020-9_049