El súper incorporó 109 innovaciones en 2018, un 30% menos que en 2010

Registro suscriptores
HISPATEC 09
EFEAGRO.

Las marcas de distribución incorporaron en 2018 un total de 109 innovaciones, una cifra muy similar a la del pasado año (107) y un 30% menor que en 2010, a pesar de la recuperación económica, lo que supone un “claro fallo del mercado”

alimentos saludables

La innovación en el súper se ha reducido en los últimos años.

Así lo ha explicado el presidente de la patronal de marcas de fabricante (Promarca), Ignacio Larracoechea, durante la presentación en la novena edición del “Radar de la Innovación 2018”, realizado por la consultora Kantar en Madrid.

Las marcas de fabricantes son las responsables del 94% de estas innovaciones, para las que siguen reclamando más facilidad a la hora de comercializarlas en algunas cadenas de distribución, donde su presencia se mantiene “muy baja”.

Según los datos del estudio, Mercadona solo referencia un 23% de los productos innovadores de la marca de fabricante, Aldi un 11% y Lidl destaca como la cadena que menos nuevos productos de fabricantes incluye en sus lineales, un 8%.

El estudio señala algunas cadenas que “pueden servir de ejemplo de compromiso con la innovación”, como Carrefour, que incorpora el 84% de los nuevos productos, Alcampo (69%), El Corte Inglés (61%) y Eroski (52%).

El responsable de Promarca ha enfatizado que “la crisis ya no es excusa” para explicar el bajo nivel de incorporaciones de nuevos productos, una situación que hace difícil que lleguen al consumidor: “lo que no está en el lineal no se vende”.

A su juicio, el consumidor quiere estas innovaciones, hasta el punto de que el 79% de los nuevos productos que se han presentado han tenido éxito, un dato que según los responsables del estudio debe animar a fabricantes y distribuidores.

En esta línea, Larracoechea ha pedido la colaboración de todos los eslabones de la cadena para fomentar la innovación, que es el vector de crecimiento para esta industria.

Ha reclamado a las autoridades y al nuevo Gobierno crear un Observatorio de Innovación para se conozca qué marcas innovan y donde se comercializan, y se produzca una “competencia positiva”, porque “necesitamos más colaboración por parte de la distribución”.

Por otra parte, ha recordado la importancia de que la industria alimentaria utilice la innovación como herramienta para vender en el extranjero y crear más valor, porque “España ya no puede competir en cuanto a precio”.

El responsable del estudio y director de la división “Consumer Insights” de Kantar, César Valencoso, ha abundado en que en un momento en el que la población está estancada la única manera de crecer en el mercado de gran consumo es a través de crear valor.

Según datos de 2018, el 0,9% del incremento en valor de la cesta de gran consumo responde a la compra de productos con más valor, lo que significa que ya “no hay tanta presión sobre el precio” y el consumidor está dispuesto a pagar más.

De acuerdo al informe, el 64% de las innovaciones en gran consumo se ha centrado en alimentación, el 14,7% en bebidas y el resto, en droguería y cuidado del hogar; y nueve de las diez innovaciones que Kantar ha considerado como las más exitosas de 2018 han sido desarrolladas por marcas de fabricantes.

Lidera la clasificación “Ladrón de Manzanas” de Heineken, seguido por el Cacao Soluble 70% de la marca Valor y los Donettes Troleo de Bimbo; en el caso de cuidado personal y droguería, el aceite en spray de Revlon ha sido la innovación mejor recibida por el consumidor.