La cosecha española de fruta de hueso presenta una caída del 9%

Descarga ejemplar top
Registro suscriptores
Planasa Ajo
VALENCIA FRUITS. REDACCIÓN.

Cooperativas Agro-alimentarias de España prevé para la campaña 2018 un volumen de producción de fruta de hueso de 1.802.709 toneladas

fruta de hueso

La nectarina continúa siendo la fruta de hueso que acapara un mayor volumen de cosecha en España. / Archivo

Cooperativas Agro-alimentarias de España prevé que la producción nacional de fruta de hueso (melocotón, paraguayo, pavía, nectarina, albaricoque y ciruela) alcance en 2018 un volumen de 1.802.709 toneladas. Esta cifra supone un descenso del 9% en relación a la campaña anterior y un incremento del 9% respecto a la media de las últimas cinco temporadas. El ejercicio 2017 se cerró con 1.980.203 toneladas y malos resultados para el sector.

Por categorías, la nectarina continúa siendo la fruta que acapara un mayor volumen, con una estimación de cosecha de 596.735 toneladas (–13% en relación con 2017), seguida del paraguayo con 325.904 toneladas (–9%), muy cerca del melocotón y la pavía, grupos para los que se espera una producción de 314.685 toneladas (–11%) y 304.673 toneladas (+2%), respectivamente. La ciruela sufre el descenso más relevante, con 118.003 toneladas (–21%), mientras que la producción de albaricoque española es la única que crece significativamente y se situará en 142.709 toneladas (+9%).

En el análisis por comunidades autónomas, la producción desciende en todas las zonas españolas: Comunitat Valenciana (–22,73%), Extremadura (–13,09%), Cataluña (–11,31%), Aragón (–10,39%), Andalucía (–10,16%), Navarra (–3,24%), Castilla-La Mancha (–1,60%), Región de Murcia (–0,62%), La Rioja (–0,45%) y Castilla y León (–0,45%).

Estos son los datos que Cooperativas Agro-alimentarias de España presentó el pasado 9 de mayo, en los dos encuentros celebrados en Rimini (Italia): primero en la reunión del Grupo de Contacto de Melocotón, Nectarina y Albaricoque del Comité Mixto Hispano-Italo-Francés, y a continuación en el Foro convocado por el sector italiano (“Fórum de peschicoltura europea”). Durante este encuentro, organizado en el marco de la feria Macfrut, en la que se dieron cita los representantes de las organizaciones europeas representativas del sector en Francia, Grecia, Italia y España, participó Javier Basols, presidente del Grupo de Trabajo de Fruta de Hueso de Cooperativas Agro-alimentarias de España. Los expertos compartieron información y analizaron las previsiones de los distintos países productores de la Unión Europea, el comportamiento del mercado en el inicio de la campaña y las tendencias generales del sector a nivel de la producción, del consumo y la comercialización.

Si en el ejercicio 2017 la producción fue récord, alcanzando su máximo potencial productivo en España, este año la campaña se prevé que será menor y quedará marcada por las condiciones climáticas y accidentes meteorológicos que se han sucedido desde principios del año.

Por una parte, las horas de frío han sido propicias para un desarrollo vegetativo adecuado, y por lo tanto se espera una fruta de calidad. No obstante, a causa de los episodios de heladas y granizo de febrero y marzo, y del pedrisco y las abundantes lluvias de las últimas semanas registradas en varias zonas productoras españolas, se prevé una merma de la producción del 9% respecto a 2017. Esta disminución de cosecha será más acentuada en la primera parte de la campaña y se está confirmando un retraso de entre 2 y 3 semanas respecto a la temporada anterior.

fruta de hueso

La campaña acumula un retraso de entre 2 y 3 semanas respecto a la temporada anterior.

En cuanto al comportamiento del mercado, Javier Basols ha manifestado su confianza en que la salida de la fruta de las distintas regiones se produzca siguiendo un correcto escalonamiento y que la climatología en los principales focos de consumo en Europa alcance pronto y sostenidamente temperaturas estivales, favorables para el consumo. En el capítulo dedicado a la reflexión sobre las “estrategias de futuro” del sector, el representante de las cooperativas se ha referido al gran reto que debería afrontar coordinadamente el sector en España acompañado por la administración. Un ajuste estructural del sector con el objetivo de recuperar la rentabilidad para el agricultor. Para ello, Basols apunta la necesidad de recuperar el equilibrio entre la oferta y la demanda, la oportunidad de recuperar el consumo interior a través de la promoción y de mejorar la concentración de la oferta y la comercialización en este sector.

Previsiones en Europa

En cuanto a las previsiones de cosecha en Europa para 2018 de melocotón, pavía, paraguayo y nectarina, España, con un volumen de 1.541.997 toneladas, previsiblemente superaría en producción a Italia, que estima una disminución general en todas las variedades y en todas las zonas a causa de las heladas acaecidas entre finales de febrero y principios de marzo, y al arranque de plantaciones en la zona norte.

Francia experimentaría una caída del 9,5%, situándose en 200.166 toneladas, a causa de las mermas en la producción por incidencias climáticas, pero también al descenso de la superficie por problemas sanitarios o económicos.

Cabe destacar el importante repunte de la producción en Grecia, que ha anunciado un incremento de su producción, y prevé una cosecha de 810.000 toneladas (un 19% más que en 2017), principalmente debido al incremento de la producción del melocotón amarillo.

Más albaricoque en España

Para la campaña 2018 de albaricoque, Europa presenta un descenso productivo del 18% respecto a las 679.817 toneladas cosechadas en 2017. Una disminución que se debe principalmente a la adversa climatología que se registró en el ‘Viejo Continente’ el pasado mes de marzo.

España incrementará su producción de albaricoque este año, mientras que Italia, Francia y Grecia presentan una previsión de cosecha menor en comparación a la obtenida durante el ejercicio 2017. Italia —principal productor europeo de albaricoque— alcanzará 201.138 toneladas en 2018. España por su parte, ha previsto una cosecha de 142.709 toneladas. Francia prevé recolectar 134.448 toneladas, mientras que Grecia anuncia una cosecha de 79.800 toneladas.