Los productores han utilizado hasta abril el 47% del cupo abierto para retirar cítricos

Registro suscriptores
Descarga ejemplar top
EFEAGRO.

Hasta el 21 de abril se recibieron peticiones para la retirada con cargo a este cupo de 11.887 toneladas de naranjas y 11.782 de mandarinas

cítricos

La medida posibilita retirar del mercado 50.000 toneladas: 30.000 de naranjas y 20.000 de pequeños cítricos. / Archivo

Las organizaciones de productores de frutas y hortalizas (OPFH) han notificado a las comunidades autónomas la retirada de 23.669 toneladas de cítricos para transformar en zumo, el 47% del cupo total. Así ha informado el Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA), organizmo que ha recordado que para la retirada de cítricos dirigidos a la producción de zumo existe un presupuesto este año de 12,5 millones de euros.

Desde enero y hasta el pasado 21 de abril se recibieron peticiones para la retirada con cargo a este cupo de 11.887 toneladas de naranjas y 11.782 toneladas más de pequeños cítricos —clementinas, mandarinas y satsumas— cuyo destino final es la distribución gratuita.

Las OPFH andaluzas son las que más volumen de naranja han notificado (7.809 toneladas), seguidas de las de la Comunitat Valenciana (2.682), Aragón (650), Cataluña (523) y Región de Murcia (222).

En el caso de los pequeños cítricos, las mayores partidas se registraron en Comunitat Valenciana (6.985 toneladas), por delante de Andalucía (1.862), Región de Murcia (1.149) y Cataluña (782).

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) abrió este cupo para transformar en zumo cítricos frescos retirados del mercado entre el pasado 8 de enero y el 31 de marzo —más tarde se amplió al 30 de abril— con el propósito de ajustar la oferta ante la “difícil situación” por la abundante campaña 2018/19.

El MAPA, en su “Plan de Medidas para el Sector Citrícola” del pasado 2 de abril, no descartaba prolongarlo de nuevo tanto en el tiempo como en volumen “en el caso de que las condiciones de mercado así lo requieran”.

En principio, el Gobierno prevé la retirada de un total de 50.000 toneladas: 30.000 de naranjas y 20.000 de pequeños cítricos.

Las retiradas, financiadas en el marco de los programas operativos de las OPFH, se dirigen a entidades caritativas que, a su vez, cierran contratos con la industria; de hecho, una parte de la cantidad entregada a los fabricantes de zumos se utiliza como pago en especie por los gastos de transformación.