Los productores de semillas apuestan por la innovación para ser más competitivos

Fruits from Chile FA18
Registro suscriptores
EFEAGRO.

Los productores europeos de semillas apuntan que equiparar la edición genómica Crispr con el resto de OGM planteará problemas por la pérdida de competitividad

innovación semillas

Los productores de semillas apuestan por la innovación./ Archivo

Los productores europeos de semillas, que se han reunido en su Congreso Anual, apuntaron que equiparar la edición genómica Crispr con el resto de OGM planteará problemas comerciales por la pérdida de competitividad: “Quedaremos atrás si perdemos el tren de la innovación”.

Así lo señaló a Efeagro el secretario general de la Asociación Nacional de Obtentores Vegetales (Anove), Antonio Villarroel, en referencia a la decisión del Tribunal de Justicia europeo que sentenció que los organismos obtenidos mediante técnicas de mutagénesis son considerados organismos genéticamente modificados (OGM) y deben acogerse a las obligaciones establecidas para ellos.

Villarroel recordó que la mutagénesis (a diferencia de la transgénesis) no introduce genes ajenos y que lo que permite a la industria de las semillas es editar el genoma para activar o desactivar genes que son responsables de características que pueden ser o no deseadas.

Un “handicap más” para los productores

E incidió en que esta regulación hará que de los 10 años y 2 millones de euros que le cuesta a una compañía sacar una variedad al mercado se eleven hasta los 20 millones por los costes regulatorios.

“Esto puede dejar fuera a todas las medianas empresas y obligar a la deslocalización”, según Villarroel, quien pone el acento en que este sector es el que mayor porcentaje dedica a I+D+i, por encima del 20%.

A su juicio, esta decisión comunitaria es un “handicap más” para los productores, que se enfrentan en inferioridad de condiciones ante otros países “atados de pies y manos, y con una venda en los ojos”.

Otras cuestiones

Otras de las cuestiones tratadas en el congreso fue el impacto del brexit, la reforma de la Política Agraria Común (PAC) o el uso fraudulento de semillas.

La European Seed Association (a la que pertenece la española Anove) está integrada por 40 entidades que representan a 7.200 empresas, con un volumen de negocio superior a los 7.000 millones de euros y 52.000 empleos.

En el caso de Anove, las entidades adheridas facturan más de 1.000 millones de euros al año, de los que alrededor de 575 millones de euros corresponden específicamente a la comercialización de semillas.