La Eurocámara aprueba la directiva contra las prácticas comerciales desleales

Registro suscriptores
Descarga ejemplar top
VALENCIA FRUITS. REDACCION.

Cooperativas Agro-alimentarias de España considera positivo el establecimiento de una regulación que sienta las bases para una cadena alimentaria europea más justa y un refuerzo del mercado interior

mercado

De acuerdo con el Parlamento Europeo, las pymes agrícolas y dedicadas al procesado de alimentos pierden en torno a 2.500 y 8.000 millones de euros al año./ skeeze

El Parlamento Europeo ha aprobado —con 589 votos a favor, 72 en contra y 9 abstenciones— una directiva que establece unas medidas mínimas en toda la Unión Europea para luchar contra las prácticas comerciales desleales y proteger a los agricultores y ganaderos.

El Parlamento ha detallado que la nueva legislación incluye “una lista de prácticas prohibidas, como el retraso en el pago de productos ya entregados, la cancelación unilateral tardía de un pedido o su modificación retroactiva, el rechazo del comprador a firmar un contrato con el proveedor o el uso incorrecto de información confidencial”.

El texto también prohíbe “amenazar a los productores con dejar de consumir sus productos o retrasar los pagos si presentan alguna reclamación, ni solicitar a los agricultores compensaciones económicas en caso de deterioro o pérdida de los productos una vez entregados, a menos que ese deterioro se deba a una negligencia del proveedor”.

Otras prácticas como “la devolución de los artículos no vendidos sin pagarlos, obligar a los agricultores a pagar por publicitar, vender o catalogar sus productos, o la imposición de costes de descuento al proveedor también quedarán prohibidas, a no ser que exista un acuerdo previo”.

La propuesta normativa tiene que ser adoptada por el Consejo, publicada en el Diario oficial de la UE y que los Estados miembros la transpongan en las legislaciones nacionales en un lapso de 24 meses. La norma se aplicará treinta meses después de la entrada en vigor de la directiva.

De acuerdo con el Parlamento Europeo, las pymes agrícolas y dedicadas al procesado de alimentos pierden en torno a 2.500 y 8.000 millones de euros al año (lo que equivale a entre el 1% y 2% de su facturación) como consecuencia de prácticas comerciales desleales.

Valoración de las Cooperativas

Cooperativas Agro-alimentarias de España considera que es un buen paso para reforzar el mercado interior y establecer unas mínimas herramientas en toda la UE para luchar contra dichas prácticas. En este sentido la Directiva permite a los Estados Miembros que amplíen el ámbito de actuación y la lista de prácticas prohibidas como la inclusión la venta a pérdidas. Sin embargo, pese a que el Parlamento Europeo lo defendió, finalmente dicha Directiva tiene sus limitaciones, no abarca a todas las empresas proveedoras, solo a las que facturen menos de 350 millones de euros y no incluye la venta a pérdidas como práctica desleal, algo que a las cooperativas no les parece adecuado.

El establecimiento de una legislación europea para luchar contra las prácticas comerciales desleales es una de las tres conclusiones que recogió la Task Force AGRI, impulsada por el Comisario Hogan en 2016, para reforzar el papel de los agricultores en la cadena alimentaria y mejorar la transparencia del mercado. En abril del pasado año la Comisión Europea ejecutó dicha recomendación y estableció la propuesta de dicha Directiva sobre la cual el Trílogo formado por el Consejo, el Parlamento Europeo y la Comisión Europea alcanzó un acuerdo el pasado mes de diciembre.

La Directiva establece una lista de 16 prácticas comerciales desleales divididas en prácticas prohibidas y prácticas prohibidas si no hay acuerdo entre las partes. Además, la Directiva obliga a que los Estados Miembros tengan una autoridad pública encargada del control del cumplimiento, en nuestro caso la AICA, y permite que los afectados y/o las organizaciones representativas puedan emitir denuncias asegurando también su anonimato. En la tramitación de dicha Directiva ha sido clave la experiencia de la Ley española de la Cadena Alimentaria que mostraba a los críticos que una legislación a nivel europeo era positiva para todo el sector y reforzaba el mercado interior.

El Consejo debe ratificar el texto de manera formal, (el Comité Especial de Agricultura lo aprobó por unanimidad de los 28 Estados Miembros), y se espera su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea en abril. Una vez publicada, la Directiva deberá ser traspuesta a las legislaciones nacionales por los Estados Miembros en 24 meses y entrará en vigor 30 meses después de su publicación.

Cooperativas Agro-alimentarias de España ha trabajado intensamente los últimos años con las tres instituciones europeas para establecer una regulación, y han sido numerosos los informes y comunicaciones en los que han solicitado la necesidad de tener una regulación a nivel UE que luche contra las practicas comerciales desleales. Cooperativas Agro-alimentarias de España junto con las organizaciones profesionales agrarias españolas han sido claves para trasladar en el Copa-Cogeca la necesidad de tener una legislación a nivel UE de prácticas comerciales desleales.

Finalmente, Cooperativas Agro-alimentarias de España agradece al ponentede este dossier en el Parlamento Europeo, el italiano Paolo De Castro, y a las europarlamentarias y europarlamentarios españoles involucrados por su papel crucial en la tramitación de esta Directiva.