El aceite de oliva registra destacados repuntes de precios en origen

Patatas Meléndez energía
Hispatec otoño 2022
Laiguant Lainco
Bioibérica CT

Los mercados asumen que la campaña 2014-2015 no será buena en producción y los compradores quieren asegurarse materia prima.

lineaapoyos

VirgenEl precio de los aceites de oliva en origen sigue su espiral alcista en un mercado que ya descuenta que la próxima campaña 2014-2015 no será buena en producción, una coyuntura que ha provocado incluso un repunte de las contrataciones de futuros porque los compradores quieren asegurarse materia prima.

La patronal de almazaras industriales Infaoliva indicaba el jueves precios en origen de 2,719 euros/kg para el aceite de oliva virgen extra picual; 2,599 para el virgen y 2,554 para el lampante.

Y POOLred recoge, del 6 al 12 de septiembre, transacciones entre almazaras y entidades comercializadoras de algo más de 3.100 toneladas, con un destacado repunte de los aceites de oliva. Los vírgenes extra suben un 1,33% respecto a la anterior semana, hasta 2,74 euros/kg; los vírgenes un 3,47%, hasta 2,66 euros/kg y los lampantes un 1,60%, hasta 2,54 euros/kg, según POOLred.

En España, la mayoría de las categorías ya se pagan por encima de los valores del año pasado, con incrementos interanuales que oscilan entre el 3,6 y el 6,1%, según algunas fuentes estadísticas.

En Italia, los vírgenes extra se han encarecido en origen un 3% en la última semana (respecto a la anterior), y acumulan una revalorización interanual del 30,2%, según los datos de Ismea.

También en Grecia se revalorizan todos los tipos de aceite de oliva, que rondan los 3 euros/kg en el caso del extra virgen; los 2,23 los lampantes y 2,63 los vírgenes, lo que supone fortísimos ascensos respecto al año anterior de entre el 8 y el 29%.

Mientras tanto, en Túnez repiten en la última semana los biológicos (3,03 euros/kg), los vírgenes extra (2,89) y los lampantes (2,45%), con lo que acumulan subidas respecto al año pasado por estas mismas fechas de entre el 9,4 y el 11%.

Las subidas en origen podrían repercutir en un alza de precios para el consumidor, aunque la presión de la gran distribución podría limitar estos efectos, como ha ocurrido en otras ocasiones.

Respecto al Mercado de Futuros del Aceite de Oliva (MFAO) español, ha aumentado el número de contratos en las últimas semanas ante la expectativa de una mala cosecha de aceituna.

Como últimos datos, del 4 al 10 de septiembre se ha contabilizado en el MFAO un total de 1.410 toneladas de aceite de oliva. Para el mes más cercano a vencimiento, septiembre de 2014, se ha registrado el mayor número de contrataciones, 855 toneladas.

Por otro lado, para noviembre de 2014 se han formalizado operaciones que han supuesto un total de 555 contratos.

Los precios para los que se ha cerrado el volumen negociado han oscilado entre un mínimo de 2.450 euros por tonelada para septiembre de 2014 y un máximo de 2.580 para noviembre de 2014.

A nivel agronómico, empieza la cuenta atrás para una campaña de recolección que no solo plantea una merma productiva respecto a los fantásticos datos del ejercicio anterior sino también preocupación entre los sindicatos por las repercusiones sobre los eventuales.

UGT avisa, en este contexto, de la problemática del sector ante la próxima campaña de la aceituna de molino, que se reducirá en un 40% en Jaén, primer olivar del mundo, con respecto al año anterior, lo que se traduce en la imposibilidad de los trabajadores del campo de alcanzar las 35 o en algunos casos los 53 jornales necesarios para poder cobrar el subsidio renta agraria.

En el mercado, España se ha beneficiado en los últimos meses de óptimos datos de comercialización, aunque surgen dudas sobre la sostenibilidad de estos envíos en los próximos años, más aún en un contexto en el que cada vez hay más países que plantan olivos.

De hecho, cada seis o siete meses aparece un nuevo país productor de aceite de oliva, según GEA Westfalia Separator Ibérica y, de esta forma, ya son 47 países los que producen aceite de oliva —actualmente se están haciendo pruebas en Madagascar y Corea del Sur, por lo que en breve serán 49—. Todo eso presionará a España.

Todo un reto que pondrá a prueba la capacidad de todo el sector de seguir abriendo mercados para el aceite “made in Spain”.

Previsiones de cosecha
La Federación Española de Industriales Fabricantes de Aceite de Oliva (Infaoliva) cree que la producción de aceite para la próxima cosecha no llegará a 800.000 toneladas.

El presidente de Infaoliva, Manuel Alfonso Torres, ha declarado a Efe que las organizaciones agrarias optan por menos y en la federación también creen que no se va a llegar a esa cifra, aunque habrá que esperar al aforo que tradicionalmente da a conocer la Junta de Andalucía en el mes de octubre y que suele ser “bastante certero”.

“De las zonas de España, parece ser que la que peor está es la de Jaén, la mayor productora, y el resto, aunque no llega a las cantidades del año pasado tendrá una cosecha media”, por lo que considera que el aforo nacional dependerá mucho de las previsiones en Jaén.

En referencia al enlace de aceite entre cosechas, cree que será “suficiente” entre 400 y 450.000 toneladas de aceite.

Los precios están subiendo y aguantando muy bien, según él, aunque en la tendencia serán muy relevante los datos que se den en el aforo.