Las lluvias echan a perder más de 12 millones de kg de cerezas en Extremadura

AgroFresh FRESCOS

La Unión de Extremadura estima que las pérdidas serán superiores a los 25 millones de euros

Actualmente, quedan por recolectar unos 25 millones de kilos de cerezas, de los cuales las lluvias han deteriorado alrededor de 12 millones, dejándolas no aptas para el mercado. / LA UNION

Valencia Fruits. Redacción.

En las últimas dos semanas, el norte de la región ha sido testigo de lluvias intermitentes que han dejado entre 80 y 100 litros de agua por metro cuadrado.

Estas precipitaciones han causado graves daños a las producciones de cerezas que aún no se han recolectado, con más del 90% de las cosechas sin asegurar. La campaña ya había comenzado con pérdidas debido al granizo y otras adversidades climáticas, lo que llevó a estimar que de los 50 millones de kilos de cerezas previstos en una campaña normal, se perderían al menos 15 millones. Esto dejaría una producción aproximada de 35 millones de kilos de cerezas para este año.

Actualmente, quedan por recolectar unos 25 millones de kilos de cerezas, de los cuales las lluvias han deteriorado alrededor de 12 millones, dejándolas no aptas para el mercado.

Este es el tercer año consecutivo con pérdidas significativas en el sector de la cereza de Cáceres, exacerbadas por el bajo porcentaje de aseguramiento debido a un seguro agrario que desde el sindicato consideran como “ineficaz y costoso”. Se estima que de los 25 millones de euros en pérdidas previstas para esta campaña, las indemnizaciones del seguro agrario apenas cubrirán 4 millones. Así, los agricultores del norte de la región perderán alrededor de 21 millones de euros esta temporada.

“Es urgente una reforma en el seguro agrario para garantizar que los agricultores puedan seguir enfrentando estas pérdidas económicas y evitar la ruina de sus explotaciones”

La Unión ha solicitado una reunión urgente con la Consejería de Agricultura para abordar este asunto. Además, ha convocado una reunión en Cabezuela del Valle el próximo miércoles, a la que se ha invitado a responsables de la Mancomunidad, cooperativas, almacenes y otras asociaciones de agricultores. El objetivo es establecer las bases para implementar un seguro efectivo, con coberturas reales y a un precio asequible, que garantice la estabilidad económica de las explotaciones en el norte de Extremadura.

Demandas

Por su parte, las organizaciones agrarias UPA-UCE Extremadura y Asaja Extremadura han reclamado a la Consejería de Agricultura una evaluación “exhaustiva” de los daños en el cultivo de la cereza producidos como consecuencia de las últimas lluvias registradas en la región.

“Los productores de cereza se enfrentarán a graves pérdidas por segundo año consecutivo”, han asegurado ambas organizaciones agrarias.

Por ello, UPA-UCE y Asaja Extremadura han pedido a la Consejería “que haga un estudio detallado de los daños que ha sufrido el cultivo” y, posteriormente, se reúna con ambas organizaciones agrarias “para analizar la situación y estudiar las posibles medidas que se pueden poner en marcha”.

De esta forma, han defendido que los productores de cereza “necesitan apoyos que les ayuden a paliar la complicada situación que atraviesan de nuevo en esta campaña”.

Asimismo, las dos organizaciones agrarias han hecho hincapié en la “necesidad de que se modifique el seguro agrario porque los agricultores del norte cacereño no podrán seguir afrontando más campañas consecutivas de pérdidas”.

“El futuro de la cereza y toda la comarca del Valle está en serio peligro”, han alertado.