Luces y sombras en la reducción de módulos fiscales para la agricultura

Daymsa mayo Kelpack
Ecologízame CAECV
Bioibérica CT

La reducción deja fuera de la reducción a los cítricos, a la remolacha, a la aceituna de mesa, a los herbáceos y al tomate de industria

AVA-Asaja pedía una rebaja del 30% o más en cítricos por su grave situación. / ARCHIVO

Valencia Fruits. Redacción.

El Boletín Oficial del Estado publicó, el pasado miércoles, la orden del Ministerio de Hacienda y Función Pública por la que se reducen, para agricultores y ganaderos, los Índices de Rendimiento Neto para el periodo impositivo 2021 en el sistema de estimación objetiva del Impuesto sobre la RPF (o de módulos).

Las reacciones han sido dispares, pues muchos valoran positivamente las reducciones pero también advierten que la orden tiene “sombras importantes”, pues se han dejado fuera algunos de los cultivos más afectados por el incremento de los costes, el impacto de la sequía y que, además, es insuficiente para paliar las pérdidas de muchos profesionales agrarios.

Normas diferentes “de pueblo a pueblo”

La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-Asaja) ha criticado “la disparidad de criterios arbitraria e incluso diferente pueblo a pueblo” que el Ministerio de Hacienda ha utilizado en la Orden aprobada a la hora de reducir los índices de rendimiento neto a los agricultores y ganaderos para el periodo impositivo 2021 en el sistema de estimación objetiva del IRPF o de módulos por causas excepcionales.

La organización agraria había trasladado a la conselleria de Agricultura peticiones generalizadas para todos los municipios de la Comunitat Valenciana, como por ejemplo una rebaja del 30% o más en cítricos, y solicita a la Generalitat que defienda su propio informe ante el Ministerio tras “ningunearlo”: “Siempre hay pueblos olvidados en la rebaja de módulos, donde se cultivan pequeñas producciones –o grandes– de determinados cultivos que quedan excluidos”.

Reclama también una revisión “más justa” porque su rebaja fiscal es “claramente insuficiente para paliar los 640 millones de pérdidas que acumuló el sector agropecuario valenciano en el año 2021”.

Cultivos olvidados

Según Asaja Sevilla, que valora positivamente que la orden llegue como agua de mayo y que sea complementaria a la la reducción del 20% del rendimiento neto aprobada con carácter general el pasado mes de marzo, lamenta sin embargo que se haya dejado atrás a los cítricos, los cultivos herbáceos (cereales y oleaginosas), la remolacha, el tomate de industria y la aceituna de mesa, sectores que sufrieron una notable pérdida de renta en 2021 como consecuencia de los sobrecostes de producción por el encarecimiento de los insumos (abonos, fitosanitarios, gasóleo …) y/o como consecuencia de la merma de producción a causa de la sequía, agravados en el caso de la aceituna, por el arancel extraordinario de los Estados Unidos a la aceituna de mesa española, que en el caso de la aceituna negra aún hoy se mantiene.

Por ello, la organización pide a Hacienda a incluir en el orden estos sectores “olvidados” pero fuertemente afectados por la merma de renta como consecuencia de la sequía y los sobrecostes de producción; e insta asimismo a que se incluya en la reducción a los agricultores arroceros de Los Palacios y Villafranca, cuyas mermas de producción han sido similares a las de sus vecinos de otros municipios productores.

COAG Andalucía pone en valor la reducción de módulos pero, a su jucio, “la parte negativa de esta orden –explica- es la que se refiere a cultivos tan importantes para Andalucía como el olivar, los hortícolas de y los herbáceos, que el año pasado hubo zonas donde los rendimientos fueron muy bajos y no se han tenido en cuenta”.

Asimismo, hace hincapié en que en el sector del algodón “hay comarcas que sí tienen rebajado el índice aplicable y otras no, que no se le toca y se mantiene mismo índice aplicable”.