El empuje urbanístico provoca la pérdida de 19.000 hectáreas de suelo agrario en Canarias

Anecoop Sandía 2020
FEDEMCO 2020 1
VALENCIA FRUIS. REDACCIÓN.

Asaga Canarias muestra su preocupación por la pérdida irreversible de casi 19.000 hectáreas de suelo agrario debido al empuje urbanístico

El empuje urbanístico y la construcción de infraestructuras limita el desarrollo de la actividad agrícola-ganadera. / ARCHIVO

La Asociación de Agricultores y Ganaderos de Canarias (ASAGA Canarias ASAJA) está preocupada por las conclusiones a las que ha llegado el documento de Avance de las Directrices de Ordenación del Suelo Agrario (D.O.S.A) – figura de vital importancia al ser las que condicionan los restantes instrumentos de ordenación del territorio- tras realizar un análisis territorial partiendo de los datos de los diferentes PGO municipales, los mapas de cultivos de las islas y del Registro de Explotaciones Ganaderas de Canarias en los últimos 20 años. En dicho documento se concluye que el principal problema que constatan es la perdida irreversible hasta ahora de 18.837 hectáreas de suelo agrario debido al empuje de la urbanización o construcción de infraestructuras y por el planeamiento que limita el desarrollo de la actividad agrícola-ganadera.

Cabe recordar la capacidad de los suelos agrarios para abastecer de alimentos a la población contribuyendo a la seguridad y soberanía alimentaria del territorio, al mantenimiento del paisaje y a la economía de las islas, de ahí que la Ley 47/2017 del Suelo y los Espacios Naturales Protegidos de Canarias resalta el valor estratégico del sector primario y lo vincula a la necesidad de su protección y conservación sin limitar su desarrollo, tecnificación y evolución.

De cara al futuro, el documento prevé que en los próximos años se pierdan del suelo agrario 2.575 Ha cultivadas y 20.734 Ha sin cultivar. Del total de esta superficie, las que más preocupan a ASAGA Canarias son las 5.732 Ha que se encuentran en proceso de urbanización y las 2.308 Ha que desaparecerán debido a la construcción de infraestructuras.

Además de la pérdida irreversible de suelo agrario, el documento de avance de las D.O.S.A, al que ASAGA Canarias ha presentado a la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias, una serie de alegaciones y sugerencias para corregir esta situación y aminorar los efectos perjudiciales sobre la actividad agraria en el Archipiélago, también concluye que existe una tendencia al aumento de suelo agrario sin actividad así como riesgo de desaparición de agrosistemas con valores paisajísticos, culturales y etnográficos.

Entre las alegaciones y sugerencias presentadas para reconducir esta negativa tendencia, ASAGA Canarias considera imprescindible incluir la figura del ingeniero agrónomo en el equipo redactor de los instrumentos de ordenación y corregir las deficiencias de los Planes de Generales de Ordenación (PGO) para llevar a cabo la clasificación y definición de las normas para el suelo rústico de protección agrícola. Asimismo, demanda facilitar el desarrollo técnico de las explotaciones, propiciando su funcionalidad, rentabilidad y evitando así el abandono de la actividad.