El 60% de españoles quiere una dieta saludable pero el presupuesto le frena

AgroFresh FRESCOS

Según el radar SaluDiable, elaborado por la compañía de supermercados DIA, la mayoría de españoles ven el precio como una traba para llevar una alimentación saludable 

Los resultados muestran una “alta conciencia y preocupación” por mantener una dieta saludable y tratan de mantener buenos hábitos. / Archivo

Efeagro. 

El 60% de los consumidores españoles quiere llevar una dieta equilibrada y saludable pero hay “dos barreras” que le frenan: la percepción de que requiere un mayor presupuesto y que supone más tiempo y esfuerzo, según el radar SaluDiable, elaborado por la compañía de supermercados DIA.

Son algunas de las principales conclusiones que se desprenden de esta primera edición del radar, una encuesta anual elaborada por DIA, con el soporte de la consultora de sostenibilidad Quiero, que analiza la evolución de los hábitos de compra y de alimentación de los clientes para conocer sus necesidades y facilitar la adopción de una dieta equilibrada y nutritiva sin que su presupuesto se vea comprometido, según ha informado en un comunicado la compañía.

Los resultados muestran una “alta conciencia y preocupación” por mantener una dieta saludable y tratan de mantener buenos hábitos, adaptando su comportamiento de compra y buscando alternativas que ofrezcan la mejor relación calidad-precio, una tendencia más extendida entre las mujeres.

Así, el 55% de los hogares manifiesta que busca marcas alternativas que ofrezcan la mejor relación calidad-precio, mientras que el 20% ha optado por reducir el volumen de sus compras, pero adquiere los mismos productos.

Presupuesto y tiempo, las barreras

Respecto a la percepción de que hay que emplear un mayor presupuesto para comer saludable, casi el 80% de los encuestados asume que estos alimentos son más caros.

El 62% apunta directamente a que una dieta variada de frescos es más cara que otras dietas apoyadas en comidas preparadas o alimentos envasados, mientras que un 26% la considera igual de cara que otros tipos de alimentación.

A este obstáculo se suma que un 24 % de los encuestados percibe que no hay tantas promociones y ofertas en alimentos saludables, como sí las hay en otros productos de menor densidad nutricional.

Ante esta percepción, siete de cada diez encuestados considera imposible o dudan que sea posible elaborar una comida saludable a un coste de 2,5 euros por persona.

Sin embargo, pese al incremento del coste de vida, el 49% confirma que ha reducido el consumo de alimentos en bares y restaurantes, sobre todo en el caso de los hogares con hijos, y un 40% ha disminuido el consumo de productos capricho o referencias gourmet y bebidas.

En cuanto a la necesidad de más tiempo y esfuerzo que otras alternativas nutritivas, el 40% así lo considera.

Otra conclusión es la importancia que tiene el conocimiento sobre qué es una alimentación saludable, un factor que se convierte en una asignatura pendiente porque cerca del 70 % de los entrevistados cree conocer a la perfección qué alimentos son más sanos y cuáles no.

Sin embargo, ante la duda, casi el 40% diría que todos los alimentos son saludables dentro de un consumo adecuado, mientras que el 36% atribuye esta falta de conocimiento a la diversidad de opiniones procedentes de su entorno social, medios de comunicación y redes sociales.

Más del 90% de los consumidores reconoce que comer alimentos de proximidad y de temporada es fundamental para tener una nutrición más saludable

No obstante, más del 90% de los consumidores reconoce que comer alimentos de proximidad y de temporada es fundamental para tener una nutrición más saludable.

Para la directora de Comunicación y Sostenibilidad de Grupo DIA, Pilar Hermida, las conclusiones “evidencian la relevancia de una iniciativa como Comer mejor cada día” porque el compromiso de DIA con las personas “va más allá de garantizar el acceso a alimentos saludables de la máxima calidad”.

Por su parte, para el director de Sostenibilidad de DIA España, Javier López, ha remarcado que en el contexto que los clientes han adaptado sus hábitos de compra para afrontar el incremento de coste de vida, esta cadena “ha reforzado su compromiso histórico con el ahorro de los hogares con una inversión de 150 millones en promociones en 2024”.