Las cláusulas espejo y la flexibilización de la PAC centran el debate europeo

Bioibérica CT

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas ha solicitado medidas concretas sobre los requisitos que se exigen a terceros países en sus importaciones

Los mercados agrarios están muy afectados por la subida de los precios y por su alta volatilidad. / MAPA

Valencia Fruits. Redacción.

El asunto de las “cláusulas espejo” con las que la UE estudia exigir a las importaciones agroalimentarias los mismos estándares que a los productos europeos se ha tratado en un Consejo de Agricultura en Luxemburgo.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha expresado la necesidad de que la Unión Europea exija para los productos agroalimentarios importados de países terceros los mismos requisitos en materia de sanidad, bienestar animal y medio ambiente exigidos a los productos comunitarios, respetando el marco impuesto por la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Para el ministro, el principio de la reciprocidad o de las “cláusulas espejo” debe presidir la negociación y la revisión de los acuerdos comerciales de la UE. Ha subrayado que en el ámbito comunitario es necesario bajar a una mayor concreción en el debate para que la Comisión Europea fije líneas de actuación.

Ha recalcado, además, la necesidad de establecer medidas concretas de reciprocidad, “si queremos que nuestros agricultores y ganaderos tengan unas condiciones competitivas semejantes y que los efectos medioambientales positivos que busca la estrategia “De la granja a la mesa” no sean sustituidos por emisiones más elevadas desde fuera de la Unión Europea”.

A este respecto, Planas solicitará “que pasemos del debate abstracto al debate concreto”, para que se identifiquen las áreas en las cuales se pueden aplicar las denominadas cláusulas espejo y que la Comisión Europea determine la estrategia que va a seguir en las organizaciones internacionales para llegar a acuerdos en esta materia.

En relación con la situación de los mercados agrarios, muy afectados por la subida de los precios y por su alta volatilidad, en especial tras la invasión de Ucrania, el ministro ha recalcado la necesidad de mantener un seguimiento constante de la situación de precios y existencias. Según ha apuntado, la estimación de cosecha mundial de cereales ronda los 2.250 millones de toneladas, 40 millones menos que la campaña previa, pero suficiente para alimentar al conjunto de la población

La estimación de cosecha mundial de cereales ronda los 2.250 millones de toneladas, 40 millones menos que la campaña previa, pero suficiente para alimentar al conjunto de la población

En este sentido, “las medidas que podamos adoptar a nivel internacional son absolutamente clave”. Entre ellas, ha sugerido mejorar la transparencia de datos de los mercados internacionales, analizar cómo restablecer las vías de comunicación para la salida del cereal y el girasol desde Ucrania y coordinar las medidas internacionales de prevención de crisis alimentaria. Asimismo, considera fundamental lograr un aprovisionamiento regular de fertilizantes.

Según ha asegurado, “la garantía de la seguridad alimentaria mundial requerirá de nuestro compromiso continuo y una revisión exhaustiva de los factores que puedan contribuir a la seguridad alimentaria”. El ministro ha asegurado que, para que las iniciativas a favor de la seguridad alimentaria sean eficaces, resulta imprescindible que el mercado de productos agrarios se mantenga abierto y que no se tomen medidas unilaterales de política comercial.

“La garantía de la seguridad alimentaria mundial requerirá de nuestro compromiso continuo y una revisión exhaustiva de los factores que puedan contribuir a la seguridad alimentaria”

En relación con la Política Agraria Común, España someterá el texto definitivo de Plan Estratégico el próximo mes de julio, para su aprobación en verano. Para el ministro, “es muy importante mantener el rumbo estratégico de esta nueva PAC desde el punto de vista de la sostenibilidad, que no debe estar reñida con la competitividad empresarial”. Por tanto, “debemos adoptar las medidas que sean necesarias, desde el punto de vista de la flexibilización de la aplicación de la PAC, para tener en cuenta el contexto actual”, ha añadido.