El Consejo de Estado denuncia la falta de coordinación en la gestión del trasvase Tajo-Segura

AGROPONIENTE WEB
HISPATEC 2023
BAYER ESTRATEGIA CÍTRICOS
ETIGRAF WEB
SORMA FRUIT LOGISTICA
FRUIT LOGISTICA 2023

El órgano consultivo señala que los caudales ecológicos del Alto Tajo sí pueden ser “compatibles” con la continuidad del trasvase Tajo-Segura

Un tramo del trasvase Tajo-Segura. / ARCHIVO

Julia Luz. Redacción.

El Consejo de Estado aprobó el jueves 19 por unanimidad el dictamen para la tramitación del decreto que regula los 12 planes hidrológicos de cuenca que entre otras medidas crearía el polémico caudal ecológico en el río Tajo y, con ello, el recorte al trasvase Tajo-Segura. Sin embargo, en el dictamen, al que ha tenido acceso Valencia Fruits, considera que “los planes de la cuenta del Tajo y del Segura no son coherentes y no están coordinados”. Además, la principal observación del órgano consultivo se centra precisamente “en el conflicto suscitado entre los caudales ecológicos y su impacto en el trasvase al tratarse de una afección relevante a un elemento de la planificación hidrológica nacional como es el Tajo-Segura”.

En este sentido, el dictamen señala que esta función “era la que proponía cumplir la versión anterior de la disposición adicional novena”, que establecía los caudales ecológicos en función del estado del Tajo. “Sin embargo, en la redacción actual dicha disposición adicional carece de la funcionalidad suficiente para llevar a cabo dicha coordinación y de cohonestar las necesarias exigencias de contar con caudales ecológicos en el plan del Tajo con el funcionamiento del trasvase”.

El informe del organismo critica la falta de “coordinación” y la necesidad de coherencia entre planes hidrológicos para mantener trasvase el Tajo-Segura

Es por ello que el órgano que preside Magdalena Valerio critica la “falta de coordinación” y advierte que la coherencia de ambos planes hidrológicos podría alcanzarse mediante dos vías: “la revisión del grupo normativo específico que regula el trasvase y sus reglas de explotación” y la implantación de “criterios técnicos y metodologías más detalladas para la determinación de los caudales ecológicos”.

En conclusión, el Consejo de Estado replica al Gobierno central y, concretamente, al Ministerio de Transición Ecológica que “la satisfacción del interés general demanda que el régimen de caudales ecológicos, completo y vinculante, que el plan del Tajo tiene necesariamente que establecer, se haga compatible con un elemento de la planificación hidrológica nacional como el trasvase mediante el acueducto Tajo-Segura”, si bien considera que el proyecto del Real Decreto puede ser aprobado y elevado al Consejo de Ministros, pide que se tenga en cuenta apartado sobre la coordinación de los planes hidrológicos relacionados por el trasvase Tajo-Segura.

Primeras reacciones

Tanto la Generalitat Valenciana como el Gobierno de la Región de Murcia, dos de las zonas que más sufrirían el recorte del trasvase, consideran que el Consejo de Estado ha tenido en cuenta sus alegaciones a la hora de establecer su dictamen y ven reforzadas sus reivindicaciones ante el Gobierno central y el Ministerio de Transición Ecológica.

El president de la Generalitat, Ximo Puig, aplaude que “la línea de buscar un punto de encuentro entre la necesidad de un caudal ecológico y la necesidad del trasvase para nuestro territorio se consolide” y pide que el Gobierno “atienda las razones que propone el Consejo de Estado”. Por su parte, la portavoz del Consell, Aitana Mas, ha afirmado que la postura del Consell sobre el trasvase Tajo-Segura queda “reforzada y avalada” por el dictamen del Consejo sobre los planes de cuenca, por lo que van a incrementar “la intensidad y la fuerza” para reclamar modificaciones y que haya diálogo “sí o sí”. Tanto el presidente Puig como la consellera de Agricultura, Isaura Navarro, Navarro han reiterado que “desde el Consell siempre hemos estado y, por supuesto, seguimos estando abiertos al diálogo y la negociación. Mantenemos la mano tendida”.

El presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, celebra que el dictamen del Consejo de Estado sobre los planes hidrográficos  “dé la razón” a la Región y determine que el “recorte” al trasvase Tajo-Segura “no está basado en criterios científicos”. A su juicio, el presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, “ya tiene una justificación” gracias a este dictamen “para no aprobar el recorte al trasvase Tajo-Segura”.

Por parte de los regantes, desde SCRATS consideran que, a la vista de lo expresado por el Consejo de Estado, “un Gobierno responsable no aprobaría el Plan Hidrológico del Tajo en los términos
propuestos por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico” ya que, además, el órgano consultivo “no solo cita las sentencias del Tribunal Supremo que declaran que deben fijarse caudales ecológicos en todas las masas de agua, sino que ante todo se apoya en esas mismas sentencias para declarar que la planificación hidrológica debe respetar la existencia y regulación jurídica del trasvase Tajo-Segura”.