José Barrés (IGP Cítricos Valencianos): “El sector necesita distinción en los lineales y la marca Naranja Valenciana es la clave”

DIEGO MARTÍNEZ
FERTIBERIA ABRIL 24 NSAFE
AGROPONIENTE FEBRERO
BAYER ESTRATEGIA DE CÍTRICOS
HERNANDORENA fiabilidad varietal

Entrevista al Presidente de la IGP Cítricos Valencianos, José Barrés

José Barres acudió a la manifestación del jueves, 22 de febrero en el Puerto de Valencia para mostrar su apoyo incondicional al campo valenciano. / igp

Nerea Rodriguez. Redacción.

El estancamiento de las ventas citrícolas en este segunda parte de campaña se debe en gran medida a la entrada masiva de producto procedente de países terceros. Ante la presión que están ejerciendo los cítricos de Egipto, Turquía o Marruecos, José Barres, presidente de la IGP Cítricos Valencianos, opina que, “hoy más que nunca es necesaria la distinción de los productos europeos certificados”, y en el caso de los cítricos valencianos, “la IGP es de las pocas herramientas que le quedan al sector”.

Valencia Fruits. Estamos acabando el mes de febrero y empieza una temporada complicada para los cítricos nacionales. Desde la IGP Cítricos Valencianos, ¿cómo se afronta esta segunda parte?

José Barres. Esta segunda parte de la campaña la afrontamos con preocupación. El exceso de naranjas navel de Egipto entrando a los mercados europeos, además de las mandarinas de Egipto, Turquía y Marruecos, están depreciando nuestros productos y frenando la recolección. Por otro lado, este escenario de competencia desleal de países terceros pone en valor el sello IGP Cítricos Valencianos y desde aquí animamos al sector a que apueste por él para que los consumidores distingan los cítricos de la Comunidad Valenciana en los lineales de venta y puedan elegir.

“El sello IGP está presente en más de 15 cadenas nacionales y en muchas de ellas se está aumentando el consumo de etiquetas respecto a la campaña pasada”

VF. En el sector se habla de semanas complicadas por falta de fruta. ¿Qué está pasando?

JB. A nivel nacional, ha habido una merma importante de naranjas en campo. La campaña transcurría bien porque era mayor la demanda que la oferta. En mandarinas, también se esperaba merma, pero finalmente se ha alargado la campaña de la Clemenules y ha influido en la demanda de la Nova y la Hernandina. Pero a partir de enero, la entrada de naranjas y mandarinas de países terceros en Europa ha cambiado completamente el escenario al frenar la demanda de cítricos españoles.

VF. ¿Es una situación puntual o se espera que se prolongue hasta final de campaña?

JB. Me gustaría decir que es una situación puntual y que podría cambiar cuando se termine la navel de Egipto en unas pocas semanas, pero después ofrecerán sus Valencia Late y también pueden influir en el mercado europeo durante el resto de la campaña.

“El sector citrícola valenciano tiene que ser consciente de que debe enfocar la problemática de un modo conjunto y trabajar unidos”

“La premisa, hoy más que nunca, es llegar lo máximo posible hasta nuestro sector y que se decante por utilizar el sello que distingue nuestros cítricos”

VF. Ante este escenario, ¿cuál es la premisa de la IGP?

JB. El sector citrícola valenciano tiene que ser consciente de que debe enfocar la problemática de un modo conjunto y trabajar unidos. Tanto las reivindicaciones frente a Europa para solucionar esta problemática, como la promoción de los cítricos valencianos. La premisa es llegar lo máximo posible hasta nuestro sector y que se decante por utilizar el sello que distingue nuestros cítricos, unirnos para realizar la promoción entre productores, operadores y administración y llegar al consumidor para que exija esta distinción en los lineales. De ese modo, nuestros cítricos se pondrán en valor frente a la competencia de países terceros.

“La tendencia de entradas es positiva en la IGP. Actualmente hemos llegado a 71 empresas y cooperativas registradas, a la espera de que se den de alta un par de almacenes”

VF. ¿Qué podemos decir de la evolución de la IGP en número de asociados y en presencia de marca? 

JB. Respecto a operadores, la tendencia es positiva, actualmente hemos llegado a 71 empresas y cooperativas registradas, a la espera de que se den de alta un par de almacenes que han mostrado interés por incorporarse durante la pasada feria de Fruit Logistica en Berlín, además de alguno más que se ha interesado en incorporarse para inicios de la campaña 24/25. 

Respecto a la presencia de marca, el sello IGP está presente en más de 15 cadenas nacionales y en muchas de ellas se está aumentando el consumo de etiquetas respecto a la campaña pasada. Por otro lado, las marcas Naranja Valenciana y Mandarina Valenciana están presentes en 4 cadenas. En Carrefour y en Consum desde inicios del 2023, y en Eroski y Masymas desde inicios de esta campaña 23/24.

VF. ¿Son buenos tiempos para apostar por una figura de calidad? 

JB. Por supuesto. Es el momento de la IGP, es de las pocas herramientas que le quedan al sector citrícola valenciano a nivel promocional, por no decir la única. Seguro que la más efectiva y la más directa para el consumidor. La entrada de productos de países terceros hace aún más necesaria la distinción de los productos europeos certificados, y ese papel es el que realizan las IGPs y las DOPs. En nuestro sector, en octubre y noviembre tenemos la competencia de producto del cono sur (Sudáfrica y Sudamérica), y de enero a junio, la competencia de Egipto, Turquía y Marruecos. Necesitamos diferenciarnos y promocionarnos.

VF. Hablando precisamente de promoción, ¿habrá continuidad de la campaña ‘Naranja Valenciana’?

JB. La IGP Cítricos Valencianos va a centrar una buena parte de sus recursos en promocionar la marca Naranja Valenciana, es nuestra piedra angular y es la marca que tiene que reconocer el consumidor. Necesitamos la colaboración de todo el sector y poco a poco vamos sumando más apoyos. Con lo que respecta a la Administración valenciana, necesitamos que se continúe la promoción de la marca que se empezó el año pasado y así se lo hemos hecho saber. 

Tenemos confianza en que se retome antes o después, no hay otro camino, el sector necesita distinción en los lineales y la marca Naranja Valenciana es el mejor medio.

VF. ¿En qué punto se encuentra la incorporación del limón a la IGP?

JB. Durante las dos últimas campañas, varias cadenas de supermercados han mostrado interés en incorporar el limón valenciano IGP a sus lineales. De momento, en la campaña 22/23 la cadena Masymas lo incorporó en los formatos de encajado y en bolsas girsac de 1 kg. En la presente campaña, lo ha sumado la cadena Alcampo con una cesta premium de 4 piezas. Es muy probable, que en lo que resta de campaña lo pueda sumar alguna cadena más.

VF. Una pregunta obligada en este mes marcado por las protestas… ¿Una valoración de la IGP ante las reivindicaciones de los agricultores valencianos?

JB. Desde la IGP respaldamos completamente las reivindicaciones de los agricultores valencianos, como no puede ser de otro modo. En primer lugar, consideramos que Europa debería aplicar las mismas exigencias que se le aplican al producto europeo para llegar a países terceros productores, como, por ejemplo, el tratamiento en frío. 

Y, en segundo lugar, es totalmente incoherente y desproporcionado que se permita la entrada en Europa producto de países terceros tratados con fitosanitarios prohibidos hace décadas en territorio europeo.

Acceso a la entrevista en la página 14 del suplemento de cítricos en el ejemplar de Valencia Fruits. 

Acceso íntegro al último ejemplar de Valencia Fruits.