Las heladas dejan a Cataluña prácticamente sin cosecha de almendra

Patatas Meléndez energía
Hispatec otoño 2022
Laiguant Lainco
Bioibérica CT

Las adversidades climáticas han provocado una pérdida de cosecha cercana al 90%, con una bajada de producción de más de 23.000 toneladas y una pérdida económica de 19,4 millones

Las pérdidas en la producción de almendra alcanzan el 90 por ciento/ AVA-ASAJA

Efeagro/ Unió de pagesos

Las heladas de principios de abril en frutos secos, sobre todo en almendra y nogal han afectado a unas 30.000 hectáreas de las 35.074 conreadas de almendros. Las heladas, que podrían considerarse las peores en muchos años, han provocado una pérdida de cosecha de almendra que será cercana al 90% con una bajada de producción de más de 23.000 toneladas. Esto supone una pérdida económica de 19,4 millones.

Las pérdidas se centran especialmente en las comarcas de Lleida, del interior del Ebro y de la Catalunya Central. El Segrià se espera que sea la comarca con la pérdida más grande (6,4 millones), seguida de la Terra Alta (3,2 millones) y las Garrides (3 millones). En total 13,4 millones de pérdidas en Lleida; 4,6 en las Terres de l’Ebre, 1,3 en el Camp de Tarragona y 0,1 en el Anoia. Las 541 hectáreas cultivadas de nogal también han sufrido daños muy graves, estimando una bajada de producción del 59% por valor de 4,2 millones. En avellano, el efecto combinado del viento y las heladas provocarán pérdidas cercanas al 33%, por valor de 8,8 millones.

Las pérdidas se centran especialmente en las comarcas de Lleida, del interior del Ebro y de la Catalunya Central

Reclamación de ayudas

El seguro agrario debería permitir al campesinado de frutos secos disponer de unos ingresos suficientes esta campaña, pero las graves carencias de la actual para el almendro, que ha llevado a que menos de un 10% de la superficie de almendro en Cataluña esté cubierta por el daño de helada, no lo permitirá. Unió de Pagesos pide al Ministerio, y al Departamento, para que defienda ante el Ministerio, una modificación urgente de los aspectos básicos de la línea de seguro, como que el campesinado pueda asegurar el capital que quiera y no que quede a expensas de ENESA; que las plantaciones de riego y de secano o con variedades tradicionales o de floración tardía se consideren como clases distintas en el cálculo de la indemnización por helada; que se permita contratar un capital garantizado del 85% por helada (ahora es del 70%) con el mismo 30% de mínimo indemnizable pero con una franquicia absoluta del 10%. Es necesario, además, que ambas administraciones aporten más subvención a esta línea.

La situación económica de las explotaciones afectadas el próximo año, agravada por el incremento de costes por la guerra de Ucrania, hace necesario aprobar medidas urgentes y excepcionales para poder cubrir los gastos del ciclo de cultivo y esperar una buena cosecha en la próxima campaña. La medida más necesaria es la aprobación urgente por parte de la Generalitat y del Estado de una ayuda directa que cubra los daños en las plantaciones de almendro. El sindicato considera que es necesaria una ayuda de 1.800 euros por hectárea para las parcelas de regadío más afectadas y una ayuda de 660 euros por hectárea para las parcelas de secano. Por afectaciones inferiores, los importes deberían ser de 988 euros por hectárea en regadío y 330 euros por hectárea en secano. Hay que priorizar el campesinado profesional y establecer un tope máximo de superficie elegible de 30 hectáreas por explotación. Con estos importes, Unió de Pagesos estima que el presupuesto para esta ayuda directa no puede ser inferior a 11,5 millones de euros.

El sindicato reclama ayudas directas de 1.800 euros por hectárea para almendros de riego y de 660 para los de secano afectados por las heladas de abril

Unió de Pagesos estima que el presupuesto para esta ayuda directa no puede ser inferior a 11,5 millones de euros

El sindicato pide, además, a las dos administraciones, créditos a interés 0 para los productores afectados que lo necesiten, que el Estado apruebe medidas fiscales y sociales complementarias, y que el Departamento acelere el pago de las ayudas vinculadas al Contrato Global de Explotación (especialmente en las inversiones y la incorporación de jóvenes), así como la ampliación de las operaciones financieras vinculadas en dos años de carencia.

El sindicato pide a las dos administraciones créditos de interés 0 para los productores afectados que lo necesiten

Unió de Pagesos además, a través de Unió d’Unions, ha pedido al ministro de Agricultura una reunión urgente para trasladarle estas peticiones en relación a las heladas y el posicionamiento del sindicato sobre la nueva ayuda acoplada al campesinado de frutos secos y los ecoregímenes que plantea el Ministerio en el Plan estratégico español de la Política Agraria Común (PEPAC). La modificación de la ayuda acoplada supondría excluir a todo el avellano de regadío y la mayoría de parcelas de secano por no disponer de pendientes iguales o superiores al 10% o encontrarse situadas en comarcas con pluviometría media de los últimos 10 años inferior a los 300 mm (ninguna comarca de Cataluña cumple este último requisito). Esto comportaría que las 27.000 hectáreas que actualmente solicitan esta ayuda ensamblada se reducirían hasta 12.000 hectáreas aproximadamente.

Por otro lado, representantes del sindicato se reunieron hoy en Lleida con diputados en el Congreso del PSC, de Junts per Catalunya y de ERC, para trasladarles la necesidad de que se aprueben las medidas excepcionales y urgentes propuestas, que también tiene intención de trasladar los próximos días a la consejera Jordà.