Se presenta una campaña con menos superficie plantada de sandía y melón en Almería

PAMPOLS
CAECV 2024 ECOAUTÉNTICOS
BAYER ESTRATEGIA DE CÍTRICOS
HISPATEC

Para la campaña 23/24 se prevé una superficie de melón de 2.610 hectáreas y para sandía de 10.420 hectáreas, previsión inferior a la campaña anterior en Almería

sandía

Durante la pasada campaña se llevaron a cabo 87 controles de calidad en Almería, donde se controlaron 3,4 millones de kilos de sandía y melón. / ARCHIVO

Valencia Fruits. Redacción.

Según los datos de la Delegación Territorial de Agricultura en Almería, la superficie estimada para melón y sandía en la próxima campaña 2023-2024 será inferior a la alcanzada en la temporada 2022/2023. En melón se espera una ligera reducción en torno al 2,5%, una superficie de 2.610 hectáreas, frente a las 2.677 de la pasada campaña. Por otro lado, también hay una previsión de bajada de un 4,67 % en comparación con la pasada campaña en el cultivo de la sandía llegando a 10.420 hectáreas, 510 hectáreas menos que en el 22/23, donde se cultivaron 10.930 hectáreas.

La buena comercialización de los cultivos de otoño e invierno, como pimiento y tomate, o la falta de recursos hídricos en la zona de Levante son algunos de los factores principales de la reducción de superficie de estos cultivos. Las plagas y enfermedades, sobre todo el pulgón, proveniente del cultivo de sandía y melón, que provocan problemas para el cultivo de otoño son más argumentos para justificar por qué la previsión de esta campaña es menor. Para evitar su propagación es necesario el control biológico en primavera. 

Otro problema, que condiciona indirectamente el cultivo de melón y sandía en Almería, son las producciones procedentes de Sudamérica, África y otras regiones productoras españolas, que se solapan con el inicio del ciclo productivo de los productos. 

Las producciones alcanzadas en la campaña pasada 2022/23 para sandía fueron de más de 625.195 toneladas y en melón de 114.622 toneladas. Aunque las previsiones para esta campaña son difíciles de realizar -ya que influyen muchos factores, sobre todo a la hora del cuajado de frutos donde los climáticos son fundamentales- se estima que las producciones de sandía podrían estar en torno a 574.600 toneladas y las de melón sobre 109.000 toneladas.

Mena ha añadido que “somos la primera provincia española exportadora de sandía y la segunda en melón, y todo esto se ha conseguido por la garantía de alta calidad de nuestras frutas”.

Los precios medios, percibidos por el agricultor en la pasada campaña, fueron inferiores a la 21/22, 0,40 €/Kg en melón y 0,36 €/Kg para sandía. La superficie de control biológico esperada para melón y sandía en esta campaña sigue siendo muy baja, pero con una ligera mejoría. Se espera que para melón se cultiven, bajo técnicas de control biológico, 710 hectáreas, 15,45 % más de superficie. En el caso de sandía, la superficie bajo control biológico para esta campaña será de 1.420 hectáreas, lo que supone un aumento de 110 hectáreas, es decir un aumento del 8,40 % de superficie. 

Para el delegado de Agricultura, Antonio Mena, “el trabajo que se realiza desde la administración autonómica, Hortyfruta, empresas comercializadoras y, como no, las empresas de fauna auxiliar, está dando sus resultados, ya que se percibe un leve aumento de la superficie tanto de melón como sandía en control biológico de la pasada campaña a esta. Los datos de control biológico en estos cultivos de primavera son ligeramente mejores, pero no podemos bajar la guardia.”

En la campaña 2022-2023 se exportó un 16,32 % menos que en la campaña 2021-2022, por valor de 230 millones de euros, un 14,28 % menos de valor de comercialización que la pasada campaña. Por otro lado, se observó un ligero aumento en el melón. Se exportaron 69.359 toneladas, un 1,04 % más por un valor de 63 millones de euros, es decir, un 6,30 % menos de comercialización.

Campaña, “No cortes en verde”

La Delegación territorial de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural ha puesto en marcha el inicio de la campaña de control de la comercialización de sandía y melón en colaboración con Hortyfruta. Se trata de la iniciativa “No cortes en verde” con el fin de asegurar la calidad de las sandías y melones en destino. Así mismo, tal como se ha hecho en ediciones anteriores, se comprobará si hubiera partidas de terceros países, así como la calidad y la trazabilidad. Dichas inspecciones se realizan en las empresas, que comercializan sandía y melón de la provincia, con objeto de asegurar que estos frutos cumplen con los estándares de calidad establecidos y llegan al consumidor en óptimas condiciones de maduración. 

El delegado territorial, Antonio Mena, ha explicado que “para asegurar esta calidad, la administración continuará con unos controles, que llevan realizando desde hace más de 20 años, con el objetivo de remarcar la importancia de que estos frutos lleguen a los mercados con el grado de maduración y el sabor que se espera de ellos, y así garantizar una buena comercialización”. Mena ha añadido que “somos la primera provincia española exportadora de sandía y la segunda en melón, y todo esto se ha conseguido por la garantía de alta calidad de nuestras frutas”.