La alcachofa en la Vega Baja crece un 5% en superficie  

BAYER ESTRATEGIA CÍTRICOS
ETIGRAF WEB
AGROPONIENTE WEB
HISPATEC 2023
SORMA FRUIT LOGISTICA
FRUIT LOGISTICA 2023

Esta hortaliza alcanza las 2.100 hectáreas, 100 más respecto al año pasado

El presidente, Antonio Ángel Hurtado desea que “ese crecimiento en superficie se traduzca en una cosecha con más kilos. / GVA

Valencia Fruits. Redacción.

La alcachofa en la Vega Baja ha crecido esta temporada en superficie un 5% respecto al año anterior, alcanzando las 2.100 hectáreas dedicadas a la hortaliza, 100 más que hace doce meses, según los datos que ha aportado el presidente de la asociación Alcachofa Vega Baja, Antonio Ángel Hurtado. Unoa datos que se han ofrecido durante el corte simbólico del comienzo de temporada que se ha celebrado en la Escuela Politécnica Superior (EPSO) de Orihuela de la Universidad Miguel Hernández (UMH), para conmemorar su 50 aniversario y que ha contado como padrino con el rector de la UMH, Juan José Ruiz.

Al acto han asistido numerosos alcaldes y concejales de los once municipios asociados a la Alcachofa Vega Baja, las empresas de la marca de la alcachofa junto a una importante representación institucional y de colectivos de la comarca.

Hurtado ha señalado que la campaña “empieza con buenas sensaciones” por ese crecimiento de la superficie “que venimos desarrollando en la última década” debido, según sus palabras, “a la creación de la marca para promocionar la alcachofa e impulsar su consumo”.

Hurtado desea que “ese crecimiento en superficie se traduzca en una cosecha con más kilos, aunque todavía es pronto para aventurarse porque estamos muy pendientes del cambio climático y su influencia en el cultivo”

En cuanto a producción, el presidente desea que “ese crecimiento en superficie se traduzca en una cosecha con más kilos, aunque todavía es pronto para aventurarse porque estamos muy pendientes del cambio climático y su influencia en el cultivo”.

Ha señalado que, “aunque la situación es complicada por el aumento de los costes de producción, la incertidumbre del consumo por la inflación, la necesidad de contar con agua de calidad o lograr unos precios justos en origen, tenemos muchos factores que juegan a nuestro favor como la calidad de la alcachofa, la fertilidad de la huerta de la Vega Baja o la experiencia de los agricultores”.

Por su parte, el padrino de la campaña, Juan José Ruiz, ha asegurado ser un “amante de la alcachofa” y, sobre todo, a nivel institucional, como rector de la UMH, “por el 50 aniversario de la EPSO y por la estrecha vinculación y colaboración que la escuela tiene con la alcachofa, tanto en el desarrollo de investigaciones como en la organización de congresos internacionales”.

El director general de Desarrollo Rural de la Generalitat Valenciana, David Torres, ha resaltado la importancia de la alcachofa y de la huerta de la Vega Baja.

Ante el aumento de los costes de producción, David Torres ha pedido que “tanto los grandes como los pequeños distribuidores tengan esa sensibilidad para que se pague un precio justo a los productores

Ante el aumento de los costes de producción ha pedido que “tanto los grandes como los pequeños distribuidores tengan esa sensibilidad para que se pague un precio justo a los productores, y que también llegue a los consumidores con un precio justo y que se cumpla la ley de la cadena agroalimentaria”.

Para el diputado provincial de Desarrollo Económico y Sectores Productivos, Sebastián Cañadas, “hoy es un gran para la comarca, para la huerta de la Vega Baja y para la provincia de Alicante porque se trata de un producto importantísimo que desde la Diputación de Alicante apoyamos y promocionamos junto al resto de joyas del Mediterráneo con el fin de impulsar su consumo”.

La aportación económica de la institución provincial a la difusión de esta hortaliza supera en esta legislatura los 30.000 euros.

El responsable institucional ha confirmado que la producción de este cultivo, “genera en la Vega Baja unos 5.000 puestos de trabajo directos y entre 1.000 y 1.500 indirectos, cifras a las que hay que añadir los que se crean en la industria conservera, que rondan los 1.000 empleos”.