Comunitat Valenciana, Murcia y Andalucía recurren el Plan Hidrológico del Tajo

Bayer estrategia de cítricos
CAECV 2024 ECOAUTÉNTICOS

Las comunidades afectadas apelan a que que el trasvase Tajo-Segura es “irrenunciable para el Levante”

Tajo-Segura

Conducciones del trasvase Tajo-Segura. / CEDEX

Valencia Fruits. Redacción.

La Comunitat Valenciana, Andalucía y la Región de Murcia han recurrido ante el Supremo el real decreto que revisa el Plan Hidrológico del Tajo y reduce los caudales del trasvase al Segura. La Generalitat Valenciana ha presentado el recurso contra los aspectos que considera lesivos y Ximo Puig reivindica un marco de diálogo alejado de “guerras del agua” que garantice “agua para siempre”.

El president de la Generalitat ha remarcado el carácter “irrenunciable” del trasvase Tajo-Segura y ha reiterado que la Comunitat Valenciana va a defender “ahora y siempre los intereses de los regantes” con los mecanismos jurídicos que estén al alcance del Gobierno valenciano.

El recurso se dirige fundamentalmente contra la nueva disposición que afecta al futuro incremento escalonado de las caudales ecológicos que aparecen en el Plan Hidrológico del Tajo. En el recurso se pide al Supremo que suspenda cautelarmente la aplicación del escalonamiento previsto en la aplicación de los caudales ecológicos fijados por el apéndice V del real decreto en los tramos del eje del Tajo desde el embalse de Bolarque hasta Valdecañas para los ejercicios 2026 y 2027.

El Consell entiende que es necesario que el alto tribunal dictamine la suspensión cautelar de esos caudales ecológicos, en los términos establecidos por el citado decreto, por considerar que responden a decisión arbitraria que no se fundamenta en criterios técnicos. En este sentido, el Gobierno valenciano solicita que los caudales ecológicos se establezcan, a partir de 2026, en función del estado ambiental que presenten las masas de agua, de tal manera que si ese estado ambiental es favorable no sea necesario incrementarlos.

Por su parte, el Consejo de Gobierno de Murcia ha dado su visto bueno a la interposición de un recurso ante el Tribunal Supremo contra el recorte al trasvase Tajo-Segura impuesto por el Gobierno central, que podría superar los 100 hm3 anuales, casi la mitad de su aportación actual a la cuenca del Segura, causando un grave e irreversible impacto económico, social y medioambiental en la Región.

El recurso del Gobierno de Murcia subraya el nulo rigor técnico y la falta de respaldo científico que respalde el incremento del caudal mínimo circulante en el río Tajo para garantizar su buen estado ecológico. Por ello, el Ejecutivo de la Región “rechaza esta modificación por basarse en informes insuficientes y escasos de motivación que la respalden y por haberse tomado de forma unilateral por parte del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, modificando el acuerdo previo alcanzado por las comunidades autónomas en el Consejo Nacional del Agua”.

El Gobierno de Andalucía también ha dado su visto bueno al recurso ante el Supremo con el fin de que el Estado dé marcha atrás en el aumento del caudal ecológico del Tajo hasta los 8,6 metros cúbicos por segundo (m³/seg). Andalucía se suma así a las medidas judiciales de los ejecutivos de la Comunitat Valenciana y de la Región de Murcia en contra “de una decisión injustificada del Estado que conlleva un gran perjuicio para el Levante español en general y para el almeriense en particular”.