El sector agroalimentario teme el impacto del Brexit y los aranceles de EEUU

Fedemco 2021 01
Bioibérica AQ-Flow
Orri invierno 20-21

Tanto el Brexit como la posibilidad de los aranceles estadounidenses podrían complica las exportaciones de producto español a dos de sus principales mercados

Los responsables patronales han incidido en que al Brexit se le suma la continuidad de los aranceles impuestos por EE.UU. / ARCHIVO

Efeagro.

La patronal de la industria alimentaria ha alertado de la incertidumbre que generan el Brexit y el futuro de los aranceles de Estados Unidos en este arranque de 2021, lo que complica las exportaciones de producto español a dos de sus principales mercados.

Según la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB), “los nuevos trámites, la logística y el control fronterizo” derivados de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) ya están dificultando las relaciones comerciales con Londres.

“Hay empresas que venden actualmente sus productos a Reino Unido y que no están familiarizadas con los procesos de exportación a un territorio fuera de la UE. Es primordial apoyarlas para garantizar la continuidad de esas exportaciones”, ha explicado en un comunicado el director general de la patronal, Mauricio García de Quevedo.

Desde FIAB han recordado que Londres es el cuarto mayor destino de los alimentos y bebidas españoles en el extranjero, con más de 2.000 millones de euros anuales en compras.

Los responsables patronales han incidido en que al Brexit se le suma la continuidad de los aranceles impuestos por EE.UU. a alimentos como el aceite, las aceitunas, el vino, los cítricos o los quesos españoles, una decisión adoptada por la Administración Trump y que la UE pretende negociar en breve tras la victoria en las presidenciales de Joe Biden.

El sector se muestra “preocupado” por el daño que hacen estos impuestos, ya que el país norteamericano concentra el 5,7% de todas las exportaciones alimentarias españolas, lo que equivale a más de 1.830 millones de euros (según cifras de 2019).

En opinión de FIAB, estas tasas son “injustas” y “ponen en peligro” la consolidación del mercado estadounidense para las compañías que llevan años trabajando en la región.

“Es imprescindible retornar a una situación de equilibrio y buenas relaciones comerciales entre ambas zonas y asegurar que los productos españoles puedan competir en igualdad de condiciones con los de otros países de nuestro entorno”, ha insistido García de Quevedo.