Vuelve el mítico tren de transporte de frutas y hortalizas frescas Perpignan-Rungis

Lainco Laiguant
Gregal otoño
Bioibérica CT
Fedemco 2021 01

El primer ministro francés, Jean Castex anuncia la reapertura de la línea presumiblemente el 18 de octubre

Imagen de la estación de tren en el Mercado de Rungis (París). / RUNGIS

Nerea Rodríguez. Redacción.

Después de dos años del cese de actividad por falta de medios y clientes, el Tren Perpignan-Rungis de transporte de frutas y hortalizas frescas, denominado el “Tren de la Fruta Fresca” (le Train des Primeurs, en francés) vuelve a circular a partir de mediados de este mismo mes de octubre.

Así lo confirmaba el pasado 20 de septiembre el primer ministro francés, Jean Castex, que acompañado por el ministro de Transportes, Jean-Baptiste Djebbari, anunció la reapertura de la línea Perpignan-Rungis para el transporte de frutas y hortalizas, presumiblemente el 18 de octubre.

El Tren de la Fruta Fresca conectaba la plataforma internacional de Saint-Charles en Perpignan, primer centro de comercialización, transportes y logística del sector en Europa, con el Mercado de Rungis, ya en región parisina, el mayor para los productos frescos a nivel internacional. Esta conexión ferroviaria representa el equivalente del tráfico de 9.000 camiones por año.

Esta conexión ferroviaria representa el tráfico de 9.000 camiones por año

Durante más de cuarenta años, el tren ha transportado una media de 1,8 millones de toneladas de frutas y hortalizas al Mercado Internacional de Rungis, en su mayoría procedentes de España y Marruecos.

El Tren Perpignan-Rungis ha estado parado dos años. / SCI

Entre su inicio en 1975 y 2019 las cantidades transportadas habían disminuido drásticamente, pasando del 93% de las cantidades enviadas a Rungis en 1975 al 7,8% en 2019. Antiguamente la línea se rentabilizaba aprovechando los viajes de regreso para transportar otro tipo de mercancías, pero poco a poco se fue desechando esta opción y finalmente en el verano de 2019 se suspendió el tráfico de esta línea debido a la falta de clientes, así como al estado vetusto de los vagones. En aquel momento era necesaria una inversión que oscilaba entre 20 y 30 millones de euros para modernizar la línea. La decisión de suspenderla provocó protestas y movimientos a favor de la continuación de la misma, llegando a crearse un colectivo en su defensa.

La crisis sanitaria, provocada por la COVID-19, puso de manifiesto la absoluta necesidad de disponer de circuitos de abastecimiento para los productos alimentarios, que fuesen rápidos, eficaces y sostenibles. Esto condujo al Gobierno, en diciembre de 2020, a iniciar un procedimiento de licitación para proyectos de recuperación de la línea, tras meses de discusiones y negociaciones. El proceso ha terminado con un plan del Gobierno que asciende a 1.000 millones de euros hasta 2024 para el desarrollo del transporte de mercancías por ferrocarril.

El tren, con 12 vagones frigo, circulará a razón de cinco viajes por semana. / SCI

La sociedad Rail Logistics Europe (RLE) que reúne Fret SNCF (Sociedad Nacional de Ferrocarriles Franceses) y sus filiales europeas, ha ganado el concurso con una oferta que combina el tren de frutas frescas y el transporte de contenedores por la autopista ferroviaria del eje Le Boulou (Pirineos orientales) y Gennevilliers (región parisina). El tren estará compuesto de 12 vagones refrigerados, y se prevé que circule entre noviembre y mediados de julio, a razón de cinco viajes por semana. El primer ministro expresó también su interés en ampliar la línea a Amberes por el norte y a Barcelona por el sur, para dar a luz a una línea que responda a una demanda más amplia y diversificada.